l-codosero-logotipo

Atribuido a JUAN DE ANCHIETA (Azpeitia, Guipúzcoa, c. 1540 – Pamplona, 1588).
Escuela Romanista del siglo XVI.
“Virgen con Niño”.
Madera tallada, estofada, dorada y policromada.

102 x 59 x 40 cm.


Talla de medio bulto en madera, estofada, dorada y policromada, que representa a María sentada en un trono de respaldo bajo, con el Niño sentado en su rodilla izquierda, sosteniendo una esfera (símbolo de la universalidad de la doctrina cristiana y del acto redentor de Cristo) y un rosario en una de sus manos. El Niño, desnudo y cubierto sólo en parte por el velo de su madre, alza su mano derecha en señal de bendición. La Virgen viste túnica roja, símbolo de la Pasión de Cristo, manto azul que alude a los conceptos de verdad y eternidad, y velo dorado alusivo a la gloria divina.

El tema de la Virgen representada con el Niño Jesús, y más concretamente con éste en su regazo, sentado o de pie, tiene su origen en las religiones orientales de la Antigüedad, en imágenes como la de Isis con su hijo Horus, pero la referencia más directa es la de la Virgen como “Sedes Sapientiae”, o trono de Dios, en el arte cristiano medieval. Poco a poco, con el avance del naturalismo, la Virgen pasará de ser un simple “trono” del Niño a revelar una relación de afecto, a partir del periodo gótico. Desde entonces las figuras irán adquiriendo movimiento, acercándose la una a la otra, y finalmente desaparecerá el concepto de trono y con él el papel secundario de la Virgen. De este modo, la imagen se convertirá en ejemplo del amor entre María y su Hijo, una imagen de ternura, cercana, pensada para conmover el ánimo del fiel. Esta relación materno-filial, más humanizada, se traduce en la posición del Niño, que se sitúa ya como aquí vemos sentado sobre una de las piernas de su madre, claramente desplazado del lugar central que ocupaba en la escultura medieval, en el acercamiento entre las cabezas de las dos figuras y en el gesto amoroso por parte de María de abrazar a su hijo.

Por su estilo se puede atribuir esta obra a Juan de Anchieta, escultor vasco perteneciente a la Escuela Romanista, corriente del manierismo español que muestra una marcada influencia de los autores italianos que trabajaron en Roma, especialmente Rafael y Miguel Ángel. El estilo romanista se caracteriza especialmente por su monumentalidad y sus potentes anatomías, rasgos que se aprecian con claridad en esta talla. De hecho, Juan de Anchieta se formó en Italia, dado que su estilo delata influencias de maestros italianos, aunque no hay documentación que apoye este viaje, su formación italiana fue reconocida por Ceán Bermúdez y Camón Aznar.

Obras con rasgos y características similares, se pueden apreciar en el Retablo Mayor de Santa María de Tafalla, cuya imagen central representa una Asunción de rasgos anatómicos contundentes y clasicistas muy similares, así como una policromía y carnaciones prácticamente idénticas(ver imagen 1). Además, La Virgen con el Niño de la Iglesia de San Miguel de Aoiz (ver imagen 2) y la Virgen con el Niño y San Juanito de la Iglesia de San Juan Bautista de Obanos (ver imagen 3), presentan una Virgen María de gran volumen y macicez que nos llevan a compararla con nuestra escultura. Tanto en los tres ejemplos anteriores, como en la nuestra, el volumen viene definido por los ropajes, especialmente por los dobleces de la indumentaria. Vestidas con una compleja indumentaria, con túnica en escote con pliegues de abanico y amplio manto. La cabeza se puede comparar en todos los casos con la de una matrona romana, está cubierta por un velo plegado, a la manera de Miguel Ángel y deja entrever un pelo ondulado peinado con raya en medio. El rostro, en todas ellas, de clara inspiración miguelangelesca, presenta: grandes facciones, nariz recta, boca apretada y mentón redondeado. En las dos ultimas y la estudiada las manos bien definidas sostiene al Niño Jesús denudo de bella cabeza arropándolo con parte del manto. La esfera terráquea aparece en las dos últimas y en la nuestra.

Bibliografía:

García Gainza, Mª Concepción: Juan de Anchieta, escultor del Renacimiento, 2008.


L-CODOSERO. ARTE ANTIGUO.© 2013
C/ Lagasca. 36 Madrid
info@lcodosero.net
Diseño web: MaríaG Web Designer
Fotografías: Miguel Atienza Photography